domingo, 25 de marzo de 2012

RETAUX DE VILLETTE!

Armand gabriel retaux de villette (chuzelles, lyon 1759 – Italia 1797) era hijo de un aristócrata de menor rango. Su familia carecía de recursos financieros para asegurarle un puesto adecuado a su estatus en la vida. En una edad joven, retaux dejo su casa y se alisto en el ejército como soldado raso.

Retaux era un hombre alto de cabello rubio y ojos azules. Conocido por su amistad con Nicolás de la motte desde su infancia, y ambos entraron en la caballería de la guarnición de lunèville. Retaux fue relativamente educado y logro, con una buena v oz, la capacidades tocarla mandolina cas profesional y algo autentico para la caligrafía y la escritura. Fue publicado en algunos periódicos europeos como la “gaceta de Leyden”

En 1778 se traslado a parís y se representaba a sí mismo como el “conde de villette”, un titulo que en realidad pertenecía a su hermano mayor. Se apoyo, mediante la contratación de mujeres jóvenes para la prostitución en burdeles. Fue durante este tiempo que desarrollo un talento para la falsificación.

Parase bastante probable que tenía una relación con la esposa de su amigo la motte. Desde luego fue nombrado “secretario personal” de Jeanne. Retaux mismo admite en sus memorias que “amaba a la señora de la motte con desesperación”.

Retaux era cómplice en muchos de los planes de madame la motte, para utilizarlo para engañar al cardenal de rohan. Ella seguro que era ”desclaux”, el mensajero confidencial de la reina, creando apariciones de retaux dejando el trianon. Esto sería un elemento muy importante más adelante. Retaux desempeño el papel de forjador, escribiendo cartas a Jeanne en la mano de maría Antonieta, haciendo creer como si la reina codiciara el collar. En sus memorias añade que el cardenal de rohan estaba presente cuando se firmo el contrato del collar y sugirió que se añadiera “marie antoinette de francia”. Aunque es poco probable esta afirmación.

El señor retaux fue detenido para ser interrogado por la policía de parís sobre el tema de un número considerable de diamantes en su poder. De hecho escapo a suiza, pero cuando el escándalo del collar estallo, fue detenido en ginebra y arrastrado a la cárcel de parís.

el cardenal de rohan, el señor y señora la motte, la baronesa nicole de oliva, el ocultista cagliostro y retaux de villette fueron expuestos a un juicio por el robo del collar y el crimen de lesa majestad (falta de respeto penal contra la reputación de la reina, en este caso, refiriéndose a la arboleda de la escena de venus). el papel de retaux como falsificador y cómplice se hizo publico. el 31 de mayo de 1785, termino su juicio, con una sentencia a perder sus pertenecías y ser desterrado de Francia para siempre.

se traslado a Italia, donde vivió el resto de sus días en la pobreza, bajo un nombre falso, publico sus memorias y murió finalmente en 1797, a la edad de 39 años.

EL CONDE NICOLAS DE LA MOTTE

Marc antoine Nicolás de la motte (bar-sur-Aube 29 julio 1755 – parís 6 noviembre 1851). Era una maravilla, un hombre de físico esplendido. Era un caballero y un oficial de la caballería en la gendarmería. Con su mala conducta nunca logro un adelanto dentro de la caballería.
Estando residido en bar-sur-Aube en casa de su tío, conoció a la señorita de valois. Era un personaje animado, de gran alcance, y ella era de un carácter impetuoso y salvaje. Con quien se casaria el 6 de junio de 1780, el matrimonio fue sancionado por la protectora de crianza de la señorita, la marquesa de Boullainvilliers y el obispo de Langres, un viejo amigo (y quizás amante) de Jeanne.
La pareja dio a luz a mellizos, bautizados como jean baptiste y marc nicolas. Pero solo sobrevivieron unos pocos días.
La tristeza de la muerte de los bebes, el matrimonio no iba a ser feliz. Tampoco tenían mucho dinero a su nombre, ambos tenían el tipo de hábitos y delirios de grandeza. Aparte de eso, la señora la motte no era fiel, y probablemente tampoco lo era el señor. Nicolás se vio obligado a renunciar a la caballería después de lo que parece haber sido un romance entre su esposa y su comandante, el marqués de Autichamps.
Además la señora también sostenía una relación con su amigo de infancia, retaux de villette, un compañero en la guarnición. Con el tiempo se convirtió en secretario personal, era falsificador, un músico consumado e ingenioso.
Los mottes revoloteaban entre parís y versalles tratando de captar dinero con el linaje de la seora. La corona ya había dado pensiones a jeanne, a su hermana y a su hermano. La corona no estaba dispuesta a hacer más por los parientes muy lejanos que claramente no tenían control de sus finanzas. Con el tiempo la pareja comenzó a referirse a sí mismos como el conde y la condesa de la motte. No tenían derecho al título.
Madame la motte decidió finalmente crear un esquema de ganar dinero mediante la venta de su “influencia”. Todo lo que tenía que hacer era decirle a la gente de la corte que era una intima amiga de la reina. Ganarse el favor real era un gran negocio, ella se las arreglo para llevarlo a cabo en una escala mucho mas grande. Gracias a la influencia de su esposa, mediante el cardenal de Rohan, mas tarde obtuvo una comisión como guardia personal del conde de artois.Sea como sea en la elaboración del plan para robar el collar de diamantes inmensamente caro, el señor la motte fue parte de la trama. él fue sin duda parte de la farsa del bosquecillo de Venus. Pocos meses después de obtener el collar puso los diamantes en venta en Londres. A su regreso a parís se traslado a bar-sur –Aube y llevaron una vida despilfarradora con su esposa.
Cuando su esposa, Jeanne de la motte fue arrestada, el conde escapo de vuelta a Londres. Allí permanecería durante muchos años. Fue un juicio sensacional, que implicaba hurto mayor, suplantación de la reina y un cardenal de la iglesia católica engañado.
El señor la mote fue condenado en ausencia a la flagelación, la marca y el encarcelamiento de por vida en el galeras. Tras la toma de la bastilla y el comienzo de la revolución, regreso a Francia en 1792 donde el gobierno revolucionario lo libro de cargos. Ocupo diversos cargos y posiciones, en gran parte debido a la ayuda del conde Beugnot, quien era un miembro influyente de los sucesivos gobiernos.

domingo, 18 de marzo de 2012

ENTRA EN ESCENA LA CONDESA JEANNE VALOIS DE LA MOTTE!


En el centro de todas autenticas y verdadera comedia se encuentra siempre una mujer. La del asunto del collar, seria jeanne valois, hija de un noble arruinado y de una corrompida criada de servir, se crio como una sucia y abandonada mendiga que va descalza a robar patatas por los campos y que por un pedazo de pan guarda las vacas de los aldeanos.
Se habría envilecido gracias a la casualidad, de que a los siete años, le pidiera limosna en un camino a la marquesa de boulainvilliers con este asombro lamento: << piedad para una pobre huérfana de la sangre de los valois!>>.
Esta Jeanne es realmente hija legitima de Jacques de saint-remy, por su profesión de cazador furtivo, borracho y terror de los aldeanos, pero, a pesar de ello, un directo y autentico descendiente de los valois.
La marquesa de boulainvilliers, conmovida, lleva a la muchacha junto con su hermana más joven, y las hace educar, a su costa, en un pensionado. A los catorce años entra Jeanne como aprendiza en casa de una modista; después se hace lavandera, planchadora, aguadora, costurera de blanco y por último, es internada en un convento para doncellas nobles.
A los veintidós años escala resueltamente, con su hermana, las tapias del convento. Sin dinero en los bolsillos y el espíritu lleno de afán de aventura, emergen ambas en bar-sur-Aube. Allí Jeanne, se encuentra un oficial de la gendarmería, de una nobleza de segunda orden, Nicolás de la motte, el cual después de poco tiempo de quedar embarazada de mellizos se casa con él.

Jeanne solo tenía un pensamiento y una meta clara: subir. Primeramente se acerco a su bienhechora, la marquesa de bouinvilliers, y tiene la suerte de ser recibida por ella precisamente en el castillo del cardenal de Rohan, en saveme. Linda y hábil, aprovecha al punto la amable debilidad del galante y bondadoso cardenal. Por su mediación obtiene enseguida para su marido un despacho de capitán en el regimiento de dragones y el pago de las deudas contraídas hasta el día. El de la motte, ahora se concede a si mismo, por su propia plenitud de poderes, un título de conde y hasta libre de gastos. Jeanne se jacta con un nombre tan sonoro como el de “la condesa de valois de la motte”.

Ambos compinches alquilan en parís toda una casa en la rue neuve-sainte-gilles, les hablan a los usureros de unas inmensas propiedades, toman préstamo y llevan una gran vida de sociedad.La astuta embaucadora pisa Versalles, se coloca, con los otros pretendientes en la antecámara de madame elisabeth, y de repente cae desmayada. Todos se precipitan, su marido pronuncia su nombre retumbante, y refiere, con lágrimas en los ojos, que el hambre sufrida son las casa del desvanecimiento. Llenos de compasión, le son enviadas a su casa doscientas libras y la pensión de ochocientas a mil quinientas. Más adelante dan un nuevo golpe; un segundo desvanecimiento en la antecámara de la condesa de artois, un tercero en la galería de los espejos, por la que tiene que atravesar la reina. Por desgracia, María Antonieta, no sabe nada de esta ocurrencia y un cuarto desmayo en Versalles seria sospechoso. Así, ambos esposos regresan a parís con un botín reducido. Están muy lejos de haber alcanzado lo que querían. Se llenan orgullosamente la boca diciendo lo bondadosa y cordialmente que los ha recibido la reina, como a queridos parientes.

Ambos mendigos cargados de deudas, crean toda una corte en torno a sí, dirigidas por el llamado primer sacerdote, un tal retaux de billete, el cual, en realidad, no solo comparte sin titubear las bribonerías de la noble condesa, sino también su lecho; un segundo secretaria, Loth, hasta pertenece al estado eclesiástico. Pronto será tiempo de asestar un gran golpe.

video